Lo han hecho en China, cómo no: frutas y hortalizas al servicio no sólo de la alimentación sino también de la ’moda’. Y tú, ¿le pondrías este traje a tu hijo?

PARA MÁS INFORMACIÓN:

CLICK AQUÍ